Mar, 18, mayo, 2021
Home > CULTURA > LA LEY TE PROTEGE DE LA BRUJERÍA 

LA LEY TE PROTEGE DE LA BRUJERÍA 

 
 
Esto es algo que todos lo deberían de saber, la ley te protege de las actividades de todos esos supuestos videntes, brujos, tarotistas, astrólogos, espiritistas y demás individuos que se dedican a todos esos asuntos pseudo-místicos o esotéricos. Lucrar con las supersticiones de los demás está penado por la ley, y eso lo debemos de saber bien. 
 
En el Código Penal Federal de México esta establecido en su Capítulo 3, en el Artículo 386 indica que “Comete el delito de fraude el que engañando a uno o aprovechándose del error en que éste se halla se hace ilícitamente de alguna cosa o alcanza un lucro indebido”. 
 
Ahí señala que las penas por cometer el delito de fraude: 
“I.- Con prisión de 3 días a 6 meses o de 30 a 180 días multa, cuando el valor de lo defraudado no exceda de diez veces el salario;
 
II.- Con prisión de 6 meses a 3 años y multa de 10 a 100 veces el salario, cuando el valor de lo defraudado excediera de 10, pero no de 500 veces el salario;
 
III.- Con prisión de tres a doce años y multa hasta de ciento veinte veces el salario, si el valor de lo defraudado fuere mayor de quinientas veces el salario”. 
 
Pero ¿esto qué tiene que ver con los que se dedican a lo “esotérico” y “místico”? La respuesta está en su Artículo 387, de la Sección XV, que indica que las mismas penas señaladas en el código penal se impondrán a “al que explote las preocupaciones, la superstición o la ignorancia del pueblo, por medio de supuesta evocación de espíritus, adivinaciones o curaciones”. 
 
Ahí se refiere a todos esos que se dedican a engañar a las personas diciendo que tiene algún tipo de poder mágico, místico o espiritual, y que además cobran por prestar esos “servicios”. Esto también se podría aplicar en aquellos que se hacen pasar por “contactados por extraterrestres” y que cobran por algún “servicio especial” como armonizar auras, hacer “limpias” de energías o vibraciones, o “canalizar” mensajes de seres astrales o cósmicos. Pues sabemos que todo eso es falso. 
 
Incluso a esos que se dedican a dar “conferencias”, sí, esos que dicen que son «clarividentes», “canalizadores” o “contactados” por seres de “otros mundos”, se les puede confrontar y exigirles que demuestren ante autoridades pertinentes sus supuestas habilidades, y así constatar que las personas que pagan por asistir no sean víctimas de un fraude. 
 
Si son tan nobles y humildes como muchos presumen, que ellos empiecen por poner el ejemplo, demostrando que no mienten. Hasta el momento nadie, nadie ha podido demostrar que posea algún tipo de habilidad paranormal o preternatural, algo que deberían de demostrar y poner a prueba por científicos especialistas de manera libre y abierta, antes de andar ofreciendo sus “servicios”, pero sobre todo, demostrarlo ante las autoridades e instituciones académicas interesadas en estos temas para demostrar que no se trata de un engaño.
 
Hay instituciones y personas que ofrecían considerables sumas de dinero a quien demuestre que realmente posea alguna habilidad paranormal; una era la Fundación Educativa James Randi (FEJR) que ofrecía un millón de dólares a quien demostrara en condiciones experimentales controladas científicamente tener alguna habilidad paranormal. 
 
Aquí en México existía el llamado «Reto paranormal de Papá Escéptico», creado por el crítico del mundo del misterio Daniel Zepeda, que ofrecía $20,000 pesos a quien demuestrara poseer alguna facultad extraordinaria. Si alguien tuviera auténticas habilidades paranormales, y un buen corazón, participaría en estas pruebas para donar ese dinero a las personas necesitadas.
 
Esta legislación se estableció en el mes de noviembre del año 2012, y en otros países más precavidos ya se están aplicando leyes similares para evitar que las personas sean engañadas por individuos que le piden “cooperaciones” o “donaciones voluntarias” por sus “lecturas de energía”, u otros servicios relacionados con cuestiones esotéricas.
 
Como dato curioso, esos “dotados” normalmente no reciben en sus manos el dinero, diciendo que eso podría afectar sus habilidades, y piden que se lo den a algún asistente del supuesto “maestro místico”, o que lo deposite en una ánfora para evitar tocarlo, pero a final de cuentas, ellos son los que le meten mano a ese dinero..
 
Pero como todos sabemos que no existe lo místico, mágico o espiritual, entonces, para que se evite tener problemas, cambie de oficio y póngase a trabajar en algo productivo, decente y honrado. Si existiera alguien con auténticos poderes, que lo demostrará bajo prueba, hasta yo se lo reconocería.
 
Que todos tengan un bello y desmitificante día.
 
You may also like
EN LA OPINIÓN DE…
EN LA OPINIÓN DE…
OPINÓLOGOS DUEÑOS DE LA VERDAD
EN LA OPINIÓN DE…

Leave a Reply